SE CELEBRÓ EL PRIMER CONGRESO NACIONAL DE INTEGRACIÓN SENSORIAL

Rosina Uriarte

Ayer, día 27 de junio de 2009, se celebró en Oviedo el primer congreso nacional de Integración Sensorial.
En el mismo había mayoría de presencia de terapeutas ocupacionales especializados en esta terapia, pero también reconocidos profesionales de la optometría comportamental, del desarrollo infantil y de la organización neurológica. También algunos educadores y padres de niños con trastornos en su desarrollo o dificultades de aprendizaje.
El evento tuvo lugar en el Auditorio-Palacio de Congresos Príncipe Felipe y fue organizado por AEIS (Asociación Española de Integración Sensorial). Comenzó con una magnífica bienvenida a cargo de un grupo musical que nos deleitó con la gaita asturiana, tras la cual llegó la bienvenida a la ciudad de Oviedo que nos brindó la concejala de Sanidad, María Jesús Rodríguez Álvarez.
El congreso se hizo en memoria de la doctora A. Jean Ayres, terapeuta ocupacional neurocientífica estadounidense, que creó la teoría y la terapia de la Integración Sensorial en los años 60 del pasado siglo. Ayres nos ofreció un nuevo enfoque para analizar y abordar el comportamiento y funcionamiento humanos: para que éstos sean los adecuados se precisa de un equilibrio sensorial.
“El equilibrio sensorial es la habilidad de usar estrategias para organizar sensaciones internas y externas para poder funcionar con éxito en el día a día.” (Erna Blanche)

El desequilibrio en la integración de las sensaciones puede incidir en todas las áreas de la vida diaria, afectando la atención, la coordinación y el movimiento, las interacciones con los demás, la organización de las tareas y el espacio, el control de las emociones, etc. Para muchos niños y sus padres, lo cotidiano puede llegar a ser realmente difícil debido a disfunciones en el equilibrio sensorial. Y éste está presente en muchos más casos de los que podríamos en un principio imaginar, pues afectaría a la mayoría de los niños con dificultades de aprendizaje, déficit de atención, hiperactividad, retrasos en el desarrollo, autismos y trastornos afines, prematuros, adoptados, niños con síndromes genéticos o problemas motores, visuales o auditivos…
La primera ponencia del congreso corrió a cargo del pediatra puericultor Eduardo Ramos Polo. Un gran triunfo de la Integración Sensorial por lo que supone de reconocimiento de la misma por parte de profesionales de la medicina. Nos habló de la importancia de detectar las disfunciones sensoriales en la consulta pediátrica y de derivar a los niños con estos trastornos al terapeuta ocupacional experto en integración sensorial. De esta forma, con la colaboración de ambos profesionales, es como deben tratarse problemas importantes relacionados con el déficit de atención, la alimentación o el estreñimiento, entre otros. Los resultados de esta colaboración están siendo muy buenos, según confirmó el doctor.
Beatriz Matesanz, terapeuta ocupacional y profesora universitaria, expuso claramente la importante incidencia de las disfunciones sensoriales en el Síndrome de Asperger. Aportó además interesantes datos de un estudio realizado por ella misma con niños de la Federeación Asperger de España y otros niños de un colegio de Madrid como grupo de control.
El terapeuta ocupacional y profesor universitario, Miguel Brea Rivero, se centró en el procesamiento sensorial en el trastorno por déficit de atención con o sin hiperactividad (TDA-H). Se apoyó para ello en un estudio propio llevado a cabo con niños de ANSHDA (Asociación de Niños con Síndrome de Hiperactividad y Déficit de Atención) de Madrid, y con niños de un colegio como grupo de control. Los resultados de dicho estudio resultaron contundentes. El 80 % de los niños con TDA-H tenían una alta probabilidad de padecer también DIS (Disfunción de la Integración Sensorial).
Teniendo en cuenta que el déficit de atención es, junto a la dislexia, una de las máximas causas del fracaso escolar, llegamos a la conclusión que han llegado otros varios estudios que nos indican que los niños con dificultades de aprendizaje se beneficiarían de la terapia de la Integración Sensorial.
De esto fue de lo que nos habló Paola González Ianelli, terapeuta ocupacional de la Confederación ASPACE (La Confederación Española de Federaciones y Asociaciones de Atención a las Personas con Parálisis y Afines). El impacto del procesamiento sensorial en el desempeño del niño en la escuela es grande, por ello es necesaria la colaboración del terapeuta ocupacional y el tutor. El niño sería evaluado por el terapeuta ocupacional para conocer su perfil sensorial. De este modo podría éste asesorar al tutor para que pueda adaptar la realidad escolar del niño a sus necesidades para desempeñarse correctamente. También asesoraría a la familia del niño.
Isabelle Beaudry Bellefeuille, terapeuta ocupacional y presidenta de AEIS, hizo un interesante repaso de los estudios e investigaciones que se han producido en el campo de la Integración Sensorial. De las conclusiones a las que se ha ido llegando y que explican muchos de los trastornos infantiles desde la perspectiva de las disfunciones en la integración de la información que entra a través de los sentidos.
Olga Sánchez Padrón, terapeuta ocupacional que trabaja con adultos autistas gravemente afectados, comparó el trabajo de la integración sensorial con la modificación de la conducta. Las personas con autismo procesan los sentidos de diferente manera al resto. Las conductas desafiantes, por ejemplo, pueden tener una base sensorial y también una base conductual. Es preciso identificar una u otra para poder trabajarla de la forma más efectiva.
Hoy domingo, día 28 de junio de 2009, se reunían exclusivamente los terapeutas ocupacionales que se dedican a la Integración Sensorial en un taller cuyo propósito es el de intercambiar experiencias de su profesión.
La AEIS ofrece información a quienes buscan profesionales cualificados para la evaluación y el tratamiento de los Trastornos del Procesamiento Sensorial (TPS). También a todas las personas o entidades que desean obtener información relativa a la Teoría de la integración sensorial. Para ello AEIS dispone del siguiente correo electrónico:

Y su página web:

EL ARCOIRIS DEL AUTISMO

Una vez más he de agradecer que lectores de este blog hayan pensado en el mismo para otorgarle un nuevo premio.

Como he dicho ya en otras ocasiones, no voy a seguir las reglas del juego, perdonarme… pero sí quiero agradeceros de verdad el premio y la oportunidad que me ha dado esta ocasión de conocer este vídeo. Por supuesto, también la oportunidad de poder dároslo a conocer a quienes paséis por aquí. Merece la pena verlo.

Maite, autora y mamá de Julen, ha conseguido emocionarme. Y estoy segura de que emocionará a muchos otros además de hacernos reflexionar… Gracias, Maite, por este precioso vídeo.

En cuanto a los premios, Joaquín de Loquelesgustaamishijas Recursos Educativos ha creado uno muy bonito y acorde con el objetivo de este blog. Gracias Joaquín. Gracias a Maite de Hasta la luna ida y vuel… ta por pensar en este blog para este premio también.


Un premio que me gusta muy especialmente es el de Anónimos con el Autismo. Gracias a Inma Cardona del blog Miguel, Autismo y Lenguaje.

Es curioso que los padres de niños autistas nos den a los demás un premio que se llama así: “Anónimos con el autismo” pues precisamente lo que siempre he admirado de ellos es que hayan decidido salir de su anonimato y mostrarnos al mundo la verdadera cara del autismo, con su dolor, pero también con toda su alegría y optimismo.
Los niños con autismo que conocemos a través de los blogs, no son niños anónimos. Conocemos sus nombres, sus caritas, sus sonrisas… Esto es algo que me maravilla. Y que no puede dejar a nadie indiferente.
Y sé que estos padres están en el camino correcto para conseguir que poco a poco vayamos todos viendo a sus niños como lo que son realmente: niños. Dejando de lado estereotipos y falsos tópicos … Que ya iba siendo hora…
Los premios y el reconocimiento son siempre para ellos. Podéis conocerlos aquí: “A LAS MAMÁS Y LOS PAPÁS DEL AUTISMO

Rosina Uriarte

A LAS MAMÁS Y LOS PAPÁS DEL AUTISMO

y

han otorgado a este blog dos premios que agradezco mucho. Gracias por acordaros de mi blog, y gracias a todos los lectores que pasáis por aquí. Bienvenidos todos.

No se me da muy bien cumplir con los requisitos de los premios del mundo bloguero (y espero no me regañéis si me los salto una vez más)… sobre todo porque ya no me paseo por este mundillo como antes. También porque a veces se hace realmente difícil escoger unos pocos blogs entre todos los blogs interesantes que te vas encontrando…

Pero por encima de todo admiro mucho la fuerza, la constancia y la unión que hay entre las mamás (también hay algún papá) de los niños con autismo. De todas las madres que conozco a quienes les ha tocado luchar por un hijo, son las mamás del autismo las que más se mueven, más buscan, más comparten y más están ahí…

Por esto les quiero dedicar esta entrada a ellas. Seguro que me dejo muchos blogs, pero éstos son los que conozco (algunos gracias a Maite de “Hasta la luna ida y vuelta“). Son todos magníficos… y calan hondo…

Slide show obtenido del blog de madresparacambiarlascosasya

HOMENAJE A JAVIER GARZA

El mundo del autismo se halla consternado ante la pérdida de un padre excepcional, un gran profesional y una guía y ayuda inestimable para muchos otros padres.

Javier Garza Fernández nos ha dejado, pero nos queda su legado en forma gráfica y audiovisual para seguir la cruzada que él se propuso en ayuda de todos los niños con autismo y sus familias.

A continuación me gustaría incluir parte de este legado , pero sobre todo un texto de Javier que me emocionó mucho y creo, sinceramente, que refleja su amor y admiración incondicional por Javiercito, “el motor” de su vida…


ESTE PENSAMIENTO LO ESCRIBÍ HACE MUCHO TIEMPO, PERO PARA MÍ SIGUE TENIENDO VIGENCIA:

Ayer eras mi hijo, mi gran alegría.


Juntos corríamos y reíamos por tantas ocurrencias que armabas del detalle mas simple.


Preferías estar conmigo que con tus compañeritos y tu emoción te hacía mover tus manos como queriendo emprender el vuelo y alcanzarme para darme un beso.

Ayer, yo era tu padre, tu gran amigo y guía. Eras motivo de mi orgullo y no desaprovechaba la oportunidad de presumir tu foto ante mi amigos. Te soñaba cuando crecieras como un gran hombre, el mejor profesionista, el centro de atención.
Pero hoy todo es diferente….
Hoy me he enterado que tienes autismo y las cosas ya no pueden ser iguales porque has cambiado.
Todo eso que adoraba en tí se ha convertido en conductas estereotipadas que te caracterizan. Dejaste de ser mi hijo y eres ahora el autista.
Yo también he cambiado, pues he dejado de ser tu padre para convertirme en tu guardián protector. Lo que antes fueron esperanzas hoy son mi calvario. Evito salir contigo a la calle y cambio la plática cuando mis amigos hablan de sus hijos.

¿Qué fué lo que produjo ese cambio en nosotros dos?
Obviamente, tu sigues siendo igual, tú no has cambiado.
He permitido que una etiqueta te aleje de mí y en tu silencio desaprovecho la oportunidad de vivir intensamente mi paternidad.
No, hijo… tu estás bien, pues tus ojos aún brillan al mirarme.
Mis ojos fueron los que ahora te miran diferente, tan solo porque neciamente pretendí hacer de tí aquello que mi egoísmo guiaba.
Pero al igual que pude decidir llorar, también puedo decidir reir. Ese momento en que recibí la noticia de tu condición marcó una pauta en nuestras vidas, pero hoy puedo revertir eso y tratar de recuperar ese tiempo valioso que hemos perdido.
La diferencia no está en la etiqueta, está en mi mente y sobre ella, mis sentimientos gobiernan y puedo cambiar mis apreciaciones. Hoy te prometo que seré feliz contigo y todo será igual que antes.
¡Juega, gira, aletea, grita, revolotea… y que la gente te vea!
¡Porque tú eres mi hijo… y hoy he decidido volver a ser tu padre!
Javier Garza Fdz. (Papá de Javi)

Discurso Presentacion Manual para Padres de Ninos Autistas:

“MANUAL AVANZADO PARA PADRES DE NIÑOS AUTISTAS”
POR JAVIER GARZA FERNÁNDEZ

COMPENDIO DE ARTÍCULOS ESCRITOS POR JAVIER GARZA FERNÁNDEZ (gracias a Mara)

CARTA DE UN PADRE A SU HIJO AUTISTA (por Javier Garza)

Blog en su memoria: RECORDANDOAJAVIER (quien quiera dejarle un mensaje en el blog que me lo envíe en un correo privado).

EMT. ESTIMULACIÓN MAGNÉTICA TRANSCRANEAL

Desde el pasado mes de marzo, y debido a la celebración del X Curso Internacional de Actualización en Neuropediatría y Neuropsicobiología Infantil, organizado por el Instituto Valenciano de Neurología Pediátrica (Invanep), estamos leyendo constantemente noticias sobre una nueva técnica aplicable al trastorno por déficit de atención con hiperactividad y a otras patologías del neurodesarrollo infantil. Se trata de la “estimulación magnética transcraneal” (EMT).

Cito textualmente una noticia sobre este tema en DiarioMédico.com:

La estimulación magnética transcraneal se suma a las herramientas terapéuticas de importantes enfermedades neuropediátricas como el trastorno de déficit de atención e hiperactividad, el autismo y la epilepsia.

La aplicación de la estimulación magnética transcraneal (EMT), que ya ha dado buenos resultados en trastornos psiquiátricos, síndromes de dolor y rehabilitación, también puede consolidarse en el tratamiento de enfermedades neuropediátricas, aunque los estudios aún están en fases más o menos iniciales.

Álvaro Pascual Leone, catedrático de la Universidad de Harvard, en Boston, ha destacado que la EMT, una técnica de estimulación cerebral no invasiva, “emplea la inducción de electricidad para cambiar y modular la forma de funcionar de áreas o redes neuronales del cerebro”.

Con ella se puede aumentar las áreas que tienen baja actividad, como ocurre en algunas de los niños autistas, que presentan dificultades en el desarrollo del lenguaje o en los niños con trastorno de déficit de atención e hiperactividad (TDAH), y con dificultad para el aprendizaje; pero también se puede emplear para reducir la actividad en aquellas células y neuronas cuando están sobreactivadas, como ocurre en los focos de epilepsia. En su opinión, el reto desde el punto de vista clínico “no es activar la capacidad de cambio del cerebro, sino guiarlo para que los cambios que se produzcan sean en beneficio del paciente. A diferencia de lo que ocurre con los fármacos, el EMT es un tratamiento muy dirigido, ya que la técnica se guía a través de un neuronavegador de alta precisión”.

Pascual Leone ha asegurado que la EMT, que no requiere hospitalización, es aplicable siempre que “seamos capaces de detectar e identificar los circuitos cerebrales alterados. Dependiendo de la patología, son necesarias entre 10 y 20 sesiones de EMT, de 20-30 minutos de duración cada una”.

En ocasiones, también se realizan sesiones de mantenimiento.

Además, ha señado que la técnica es segura “siempre y cuando se realice correctamente y se confirmen el punto y los patrones de estimulación”.
Sin duda alguna, todos los avances de la medicina encaminados a paliar los trastornos neuropediátricos son una muy buena noticia. Hemos de celebrar que se inviertan medios y esfuerzo humano y tecnológico en buscar soluciones a estos problemas.

Es lógico que se busque estimular el cerebro puesto que estas patologías se hayan precisamente ahí.

Pero no puedo evitar la siguiente reflexión: ¿acaso no es esto lo que llevan décadas realizando los especialistas en terapias de estimulación y reorganización cerebral tales como Doman, Padovan, la Integración Sensorial, la TMR o incluso la reeducación auditiva de Berard y Tomatis y la reeducación optométrica?
Estas terapias estimulan determinadas zonas cerebrales que controlan e inciden en la atención, las emociones, los movimientos, la respuesta ocular o el procesamiento de la información auditiva entre otras funciones…

El doctor Pascual Leone define la EMT como una técnica de estimulación cerebral “no invasiva”. No tengo razones ni conocimientos suficientes para dudar de sus palabras, pero la idea de realizar descargas mangnéticas a través del cráneo del niño me parece bastante más invasivo que la realización de cualquiera de las terapias que he mencionado anteriormente. Reconozco que este “miedo” que me da solo de pensarlo se deba seguramente a mi desconocimiento sobre la técnica y de sus posibles efectos secundarios y no deseados. Nadie habla de éstos, por cierto… ¿Será que no existen? Quisiera pensar que es así…

Me alegro sinceramente de que se esté investigando en esta línea y se aporte esta nueva esperanza a padres de niños con TDA-H, autismo, epilepsia, etc… Lo que no acabo de comprender es la razón por la cual el sistema sanitario invierte tanto en técnicas que proyectan directamente descargas en el cerebro de nuestros hijos o en suministrarles drogas potentes… y sin embargo no invierte ni estudia la eficacia de terapias inocuas que también estimulan el cerebro y están resultando beneficiosas a tantos niños desde hace tantos años.

A la vista de la información que tenemos, hay varias maneras de estimular las zonas cerebrales inmaduras en nuestros hijos que provocan muchos de sus problemas: una de ellas es la forma en la que la naturaleza estimula y desarrolla el cerebro, esto es por medio del movimiento, de los sonidos, del tacto, etc… La otra manera es a través de la “inducción de electricidad” con la EMT… Posiblemente esta última opción sea más efectiva que la primera, ojalá… y ojalá lo podamos comprobar pronto. Pero yo francamente, como madre, de momento me quedo con la primera opción…

Para quienes queráis consultar información sobre las terapias mencionadas o sus especialistas, podéis entrar en el blog TERAPIAS ALTERNATIVAS PARA EL DESARROLLO INFANTIL.

Rosina Uriarte

“REEDUCACIÓN AUDITIVA PARA EL ÉXITO ESCOLAR Y EL BIENESTAR EMOCIONAL” DE GUY BÉRARD

GUY BÉRARD
“REEDUCACIÓN AUDITIVA para el éxito escolar y el bienestar emocional”

Una persona con una agudeza auditiva excelente puede tener una pésima calidad auditiva. No basta oír bien si no se percibe y se comprende sin esfuerzo lo que se oye.
Modernas investigaciones han descubierto numerosas anomalías en la audición:
– procesamiento lento de lo que se oye,
– percepción desagradable de sonidos agudos,
– discriminación incorrecta de los fonemas,
– lateralización errónea o confusa,
– hipersensibilidad en algunas frecuencias.

Sus efectos son fallos de percepción y de lenguaje, pobre comprensión, déficit de atención, dificultad para el aprendizaje, sobre todo para las lenguas, la ortografía y la música, así como altibajos emocionales, apatía y depresiones en niños y adultos.
La forma de oír tiene tanta incidencia, que unas sencillas pruebas auditivas revelan qué estudiantes aprenden con dificultad y qué personas son depresivas.
Guy Bérard, otorrino francés, ha dedicado gran parte de su vida a investigar las anomalías auditivas y la forma de corregirlas. Además, ha inventado un programa de reeducación auditiva con música sinfónica filtrada por el Audiokinetrón, modulador de frecuencias, creado para ese fin. De él se ha beneficiado el mismo doctor Bérard evitando quedarse sordo, su hija adolescente con serias dificultades de aprendizaje, y miles de disléxicos, autistas y depresivos de todo el mundo. El doctor Bérard es fundador de la Asociación Internacional de Reeducadores Auditivos (IABP). Esta obra ya se ha publicado en varias lenguas.
Editorial Biblioteca Nueva. Traducción de Víctor Estalayo.

HIPERSENSIBILIDAD

Rosina Uriarte

La hipersensibilidad, también llamada “hipersensorialidad”, es un efecto de la mala integración sensorial, de la cual ya hablé en “INTEGRACIÓN SENSORIAL. CÓMO CONVIVIR CON LA DISTORSIÓN“. Ahora quería tan sólo transcribir un pequeño párrafo de un interesante libro de Sally Goddard, titulado “Reflejos, aprendizaje y comportamiento”.

Menciona tan sólo los sentidos de la vista y el oído porque habla de su importancia para el aprendizaje, pues son éstos los dos sentidos más decisivos para el funcionamiento del niño dentro del aula. Pero una hipersensibilidad o hiposensibilidad de otros sentidos, como el vestibular o el táctil, por ejemplo, podrían afectar también muy directamente a la capacidad de atención y el rendimiento académico.

Sally Goddard dice lo siguiente:

La hipersensibilidad visual y auditiva son tanto una discapacidad para el aprendizaje como lo es la pérdida de una de estas áreas, en algunos casos, tanto hiper como hipo pueden coexistir en un niño.
Cuando el sistema está sobrecargado, el niño puede entrar en una reacción de “shock”, es decir, el sistema nervioso desconecta cualquier sensación y deja de responder frente a estímulos. Esto podría interpretarse como ser hiposensible, cuando de hecho es una reacción extrema del estado de sensibilidad excesiva.

Es posible que muchos padres y educadores identifiquéis en estas palabras al niño que se tapa los oídos frecuentemente ante los ruidos y la música y sin embargo, parece no escuchar y “estar en su mundo”, sobre todo en ambientes concurridos como reuniones familiares o el colegio. Crea desconcierto pues nos damos cuenta de que los ruidos le molestan y sin embargo, en otras ocasiones se comporta como si fuese sordo…

Si quieres ayudar a un niño de estas características, pónte en contacto con Víctor Estalayo a través de VEGAKIDS o en el teléfono: 915184443

INCIDENCIA DE LA AUDICIÓN EN LA ESCUELA Y EN LA CONDUCTA

En este artículo los autores explican la importancia de poseer una buena capacidad auditiva para lograr resultados ópitmos en el rendimiento escolar y cómo, además de afectar al aprendizaje, una deficiente audición puede además determinar el estado de ánimo y el comportamiento de nuestros hijos y alumnos.
Es fácil comprender que existen muchos y variados problemas visuales sin referirnos a la ceguera, y que por ello observamos a los niños e intentamos ayudarlos por medio de lentes y otros mecanismos como pudiera ser tapar un ojo… Sin embargo, nos cuesta aceptar que, lógicamente, existen también muchas y muy variadas formas de oír y de escuchar y que, por desgracia, no se hace nada para ayudar a los niños con deficiencias en este sentido a no ser que padezcan de una sordera…

Víctor Estalayo y Rosario Vega son los discípulos directos de Guy Bérard en España. Bérard es un otorrinolaringólogo francés que ha estudiado estos aspectos de la audición durante más de 40 años y ha creado un tratamiento que se está extendiendo poco a poco por todo el mundo, incluído nuestro país. Las estadísticas hablan de la necesidad de realizar pruebas auditivas a niños con fracaso escolar y problemas emocionales o de conducta. Estas estadísticas también nos muestran el elevado grado de efectividad de la Reeducación Audtiva en estos casos.
Rosina Uriarte

INCIDENCIA DE LA AUDICIÓN EN LA ESCUELA Y EN LA CONDUCTA

Por VÍCTOR ESTALAYO, director del Instituto de Desarrollo Infantil y Reeducación Auditiva VEGAKIDS, y ROSARIO VEGA, presidenta.

La mayoría ignora que, en el oído, las anomalías son muy numerosas sin tener en cuenta los fallos en la agudeza auditiva.
Dos individuos con idéntica agudeza auditiva pueden oir y escuchar de forma muy diferente. La calidad del procesamiento de los estímulos acústicos se refiere a cómo oímos, cómo escuchamos y cómo interpretamos lo que oímos.
En su obra “Reeducación auditiva para el éxito escolar y el bienestar emocional” el doctor Guy Bérard divulga los hallazgos de investigaciones clínicas que ha realizado en este campo durante varias décadas.

Leer todo

Posibles fallos en el procesamiento auditivo

1. Falta de uniformidad en los umbrales
Lo más común es que algunos o muchos umbrales sean diferentes entre sí. La uniformidad total se expresa en un audiograma recto que es muy poco frecuente; casi siempre hay altibajos. Cuando son numerosos, dificultan mucho el procesamiento de lo que se oye.
Los picos producen distorsiones. Si corresponden a las frecuencias más importantes para el lenguaje, afectan a la actividad escolar, a la comprensión, a la atención y hasta a la estabilidad emocional.

2. Fallos en la discriminación
Muchos no aprecian si un sonido es más agudo o más grave que otro. El fallo puede ser parcial o total. A veces un oído puede discriminar bien el otro, mal. Con más frecuencia son ambos los que fallan. El fallo puede estar en los graves, en los agudos o en toda la gama de sonidos.
El habla consiste en la emisión de fonemas que tienen su puesto en una escala de sonidos. Por ejemplo, los sonidos sordos como /p/, /t/, /k/, son más graves que los sonoros /b/, /d/, /g/. La incapacidad y aún una ligera dificultad para distinguir a unos de otros complican el seguimiento de las explicaciones orales. Exigen mucho esfuerzo de atención para deducir del contexto su valor real. Considerando lo que pasaría si uno tuviera que esforzarse por distinguir, por ejemplo, pata de bata, pelo de velo, tía de día, tuna de duna, cana de gana o coma de goma, no lograríamos hacernos más que una pálida idea de lo que supondría pasarse una hora escuchando centenares o millares de palabras salpicadas de fonemas sordos y sonoros sin poder diferenciarlos.
La dificultad aumenta cuando se trata de discriminar los extraños fonemas de la segunda lengua que se estudia. Al menos siete de la docena larga de fonemas vocálicos de la lengua inglesa y no menos de quince de sus fonemas consonánticos carecen de correspondencia en nuestra lengua. Para poder percibirlos con exactitud, es necesario oírlos muchas veces a edad temprana.
Si nos se discriminan bien, no será posible distinguir auditivamente, fit (en forma) de feet (pies), show (espectáculo) de chow (comida), pen (pluma) de pan (cazuela), cut (corte) de cat (gato) o de cot (catre o cuna), cash (dinero contante) de catch (captura), as (como) de ass (asno), chip (astilla) de cheap (barato), fan (abanico) de fun (diversión) yotras numerosísimas palabras que, oralmente, se distinguen sólo por un fonema.
Las consecuencias de la falta de una correcta discriminación auditiva afectan igualmente a la apreciación musical. Un fallo general en esta función reduce drásticamente la gama de sonidos que se perciben, elimina el concepto mismo de melodía en el caso de quien lo padece, impide notar el cambio de tonalidad y seguir el sonido individual de los instrumentos de la orquesta sobre todo cuando tocan simultáneamente.

3. Mala lateralización
La eficiencia del procesamiento auditivo se pone a prueba de modo especial cuando se trata de llevar al cerebro la información oral suministrada por los profesores durante un período de tiempo prolongado. Es necesario llevar la información al hemisferio cerebral dominante por la vía auditiva propia, que es la más corta y la más rápida. Es lo que ocurre en un individuo bien lateralizado.
Pero hay quien no queda bien lateralizado auditivamente y procesa unas frecuencias de sonido por la izquierda y otras por la derecha. Si no se procesan todos los fonemas por la misma autopista de información, los que van por la ruta más larga tardarán más en llegar creando conjuntos de fonemas desordenados. Para su comprensión, el cerebro del oyente necesita reordenarlos. Esta operación exige un trabajo extraordinario. Si la presión de las ondas sonoras producidas por el conjunto de fonemas /l/ /a/ /s/ llega al área auditiva del cerebro en otro orden, como /s/ /a/ /l/, en lugar de las, se oiría sal, por ejemplo. Pero esa clase de trabajo no se puede realizar cómodamente si es contínuo y mucho más complejo.
La falta de una buena lateralización auditiva es responsable de dislalias y dislexias y, además, puede causar tartamudez. En general, complica de tal manera la escucha activa, la comprensión y la atención, que explica por sí sola los fallos en estas áreas.

4. Tiempo de respuesta prolongado
La lentitud en el procesamiento de la información acústica es una anomalía improtante que bastaría por sí sola para dar cuenta de un pobre rendimiento escolar. Es el resultado de fallos como falta de uniformidad en los umbrales de percepción, pobre discriminación y una lateralidad auditiva imperfecta. Si se dan otdas estas anomalías en un mismo niño, será muy lento y estará abocado al fracaso en la actividad escolar.

5. Audición dolorosa
Los ruidos muy intensos, de 130 dB en adelante, producen dolor. Entre 90 y 120 dB causan malestar y, si es se prolongan, son insoportables. Pero algunas personas sienten malestar y hasta dolor al oír ruidos suaves, generalmente agudos.
La audición muy sensible es típica de muchos lesionados cerebrales y general en los autistas. Ruidos que los demás filtramos sin esfuerzo y nos resultan casi imperceptibles son para ellos peores que el torno del dentista. Se tapan los oídos con frecuencia, chillan y, a veces, se golpean. Se vuelven solitarios, huyen de los lugares ruidosos o de los encuentros con grupos de personas y llegan a aislarse hasta el punto de suprimir la comunicación oral. Parece que el autismo guarda una estrecha relación con esta clase de alteración de la percepción auditiva.

Incidencia de la calidad auditiva en el rendimiento escolar

Siendo la escucha la actividad intelectual más común en las aulas, requiere una excelente calidad auditiva para poderla realizar bien día tras día durante largas horas. Es fácil comprender que un estudiante afectado por alguna de las anomalías auditivas señaladas necesitará esforzarse mucho para seguir las lecciones. Según el grado de los fallos que tenga, sólo podrá prestar atención durante media hora, un cuarto de hora o menos aún antes de rendirse a la fatiga y a la incapacidad de seguir comprendiendo lo que está oyendo.

Nosotros mismos hemos podido verificar la hipótesis del doctor Bérard que formulamos así:

“La incidencia de la calidad auditiva en el rendimiento escolar es tan grande, que, en general, es posible identificar a los estudiantes más aventajados y más retrasados mediante unas simples pruebas auditivas.”

Para ello, llevamos a cabo una investigación en el I.E.S. Gaspar Melchor de Jovellanos de Fuenlabrada (Madrid) y en el Colegio Pablo Neruda de la misma ciudad examinando a 195 estudiantes.
Se realizaron tres pruebas: la de selectividad o discriminación, la de lateralidad y la audiometría teniendo en cuenta, además del audiograma resultante, el tiempo de respuesta, el grado de seguridad en las respuestas y la capacidad de atención.

De las pruebas se desprendía que, en general,
– los sujetos gozaban de una magnífica agudeza auditiva,
– que la audición es, en efecto, una función compleja,
– que las anomalías posibles por lo que se refiere a la calidad del procesamiento de los mensajes orales son numerosas y que
– un porcentaje significativo de los sujetos examinados presenta una o varias anomalías, que podrían tener una icidencia negativa en el rendimiento escolar.
Al cotejar la lista de los sujetos que presentaban anomalías en la calidad auditiva con los expedientes académicos, el resultado fue éste:


Los que tienen una agudeza normal pero también una mala calidad auditiva no reciben ayuda alguna. Su número es seguramente mayor que el de los escolares que usan gafas, pero no hay audífonos que puedan corregir su anomalía, que ni siquiera es sospechada por sus padres ni por los educadores. Para poder seguir la lección oral sin quedarse atrás, descodificando lo que perciben en desorden y comprendiendo la información que reciben, necesitan hacer un esfuerzo sobrehumano. Pero no podrán prolongarlo mucho; pronto les atacará la fatiga, sentirán frustración y echarán en falta la energía necesaria. Los educadores notarán que no les siguen o que no se enteran de casi nada; dudarán de su inteligencia mientras su conducta sea adecuada y, luego, echarán la culpa de su pobre rendimiento a su mal comportamiento. Éste se irá deteriorando poco a poco en la medida de su desánimo o de su incapacidad para prestar atención y para quedarse inactivo. Se moverá, hablará, hará travesuras y distraerá a los demás. A esas alturas nadie se explica qué le pasa y nadie consigue corregirle ni ayudarle.


Solución: Reeducación Auditiva


El doctor Bérard ensayó un programa de reeducación auditiva mediante el uso de un modulador de frecuencias que le permitía dar una especie de gimnasia cerebral y mejorar la calidad auditiva.
Hasta 1982 había tratado a 1850 pacientes que presentaban anomalías en la calidad auditiva y serios problemas de aprendizaje. Los resultados golbales fueron muy positivos en 1410 de ellos, es decir, en el 76,2 % de los casos; además había obtenido mejorías parciales notables en los restantes 440 estudiantes.
En sólo diez días que dura el tratamiento es frecuente comprobar que se han operado importantes cambios en el audiograma, que no rara vez se reflejan positivamente en diversos aspectos de la inteligencia y de la conducta: mayor deseo de aprender, más facilidad, mejor comportamiento, lenguaje más abundante, reproducción más exacta de algunos fonemas, más capacidad para prestar atención y menos dificultades para el aprendizaje. Una familia nos comunicó así los resultados observados en un niño:

“Aumento de generación espontánea de lenguaje, mayor comprensión lingüística, integración social mayor, comprensión y aprendizaje de textos pequeños (en Conocimiento del Medio e Inglés), buena memorización (tablas de multiplicar y oraciones en catequesis), razonaminto más ágil (mejor y más rápida resolución de los problemas).
Como podéis observar, en esots dos meses ha progresado bastante y cada vez se aproxima más a lo que sería razonable para su edad.
Estamos muy contentos con su evolución. También él está muy contento y participa como cualquier otro en las relaciones sociales.
No he contactado con vosotros antes para el tema que os comenté sobre clases de apoyo, ya que de momento lleva bien el curso.”


QUÉ HACER POR SU NIÑO CON LESIÓN CEREBRAL O …

Rosina Uriarte

Éste es el título de uno de los libros más apasionantes que he leído. Escrito por Glenn Doman, describe todo el periplo de su vida profesional y cómo él, junto a otros profesionales colegas, llegaron a descubrimientos vitales en el tratamiento de los niños paralíticos cerebrales y con otros problemas de desarrollo.

Es un libro de carácter científico y didáctico, pero escrito con pasión. De la misma forma que ha vivido su vida y realiza aún hoy su trabajo.

Glenn Doman fue pionero en el tratamiento del cerebro lesionado y fundó Los Institutos para el Logro del Potencial Humano, en Philadelphia. Aquí han sido tratados más de 15 mil niños de 135 países del mundo durante más de 50 años.

Gracias a la labor de los Institutos, comenzó a tratarse de forma revolucionaria a los niños con lesión cerebral, niños que hasta entonces se les consideraba débiles mentales sin solución. En contra de las teorías tradicionales, Doman y su equipo comenzaron a estimular al cerebro en lugar de masajear y estimular al cuerpo. Emplean a los padres como elemento primordial en el tratamiento y logran resultados impensables y que resultan difíciles de creer aún hoy…

Para más información puedes leer el libro o entrar en la página de los Institutos para el Logro del Potencial Humano
“Qué hacer por su niño con lesión cerebral o con daño cerebral, retraso mental, etc.”
Glenn Doman
Ed. Diana

VEGAKIDS Instituto de Desarrollo Infantil y Centro Bérard de Reeducación Auditiva

En esta ocasión quiero dedicar una entrada a Vegakids, o lo que es lo mismo: a Víctor Estalayo y a Charo Vega.

Me gustaría tener el don de la palabra para describir su labor de forma precisa, siendo objetiva y profesional, y a la vez con cariño y todo el agradecimiento y entrega de la que soy capaz… Tal como lo hacen todo ellos, como buenos profesionales y cercanos amigos.
Porque esta es la opinión que tenemos todos los que hemos tenido la suerte de contar con su ayuda… Ellos conocen bien el dolor de los padres de niños con dificultades y tratan a nuestros hijos como si fueran propios. Por ello saben infundir confianza y hacer que te sientas “como en casa”.

En Vegakids son expertos en métodos de estimulación infantil y forman y asesoran a padres y profesionales de la educación. También aplican programas de atención a niños de cualquier edad con problemas neurológicos o dificultades escolares.

Víctor y Charo se formaron en el método de estimulación Doman con el propio creador del mismo en Filadelfia (Instituto para el Desarrollo del Potencial Humano). Este método está enfocado a fomentar el desarrollo de la inteligencia del niño desde su nacimiento. Se trabaja con niños sanos y también con niños con problemas de todo tipo, incluidos los paralíticos cerebrales. Es un método mundialmente conocido y aplicado, con sorprendentes resultados desde hace 40 años. (En la fotografía vemos a Víctor y a Charo con su hijo menor y Glenn Doman) .

Además de ser discípulos directos de Doman, lo son también del doctor Guy Berard. Este médico cirujano y especialista en otorrinolaringología descubrió que existe un paralelismo casi constante entre la calidad de la percepción auditiva y nuestra forma de ser, de actuar y de reaccionar.
Creó un tratamiento de reeducación auditiva por el cual se corrigen anomalías en la audición que pueden llevar a problemas muy variados, desde depresión o déficit de atención hasta hiperactividad o autismo.
(En esta segunda fotografía están con Guy Berard).

En la actualidad hay cientos de centros de reeducación auditiva en el mundo, pero es Víctor Estalayo el único autorizado por Berard para la formación de otros reeducadores en España. También ha sido Víctor el encargado de la traducción del libro de Berard al castellano (“Reeducación auditiva para el éxito escolar y el bienestar emocional”).

Vegakids organiza cursos y proporciona material para la estimulación temprana. Cuentan además con publicaciones de gran interés como son: “Inteligencia Auditiva. Técnicas de estimulación prenatal, infantil y permanente” (Biblioteca Nueva, Madrid 2005), “Leer bien, al alcance de todos” (Biblioteca Nueva, Madrid 2003) y “El método de los Bits de Inteligencia” (Edelvives, Madrid 2001).

Sé que con esta descripción me quedo corta al intentar reflejar la labor de estos dos profesionales. Espero dedicar otras entradas a la inteligencia auditiva y a la reeducación auditiva, temas apasionantes y de los cuales me gustaría informar desde éste, mi espacio cibernético.
De momento me quedo aquí, en este agradecimiento a Víctor y a Charo por haber colaborado en dar esperanza y felicidad a tantas y tantas familias. ¡GRACIAS!

Rosina Uriarte Álvarez

Para obtener información podéis visitar su página web: VEGAKIDS